Blog de Viajes – eDreams icon
Blog de Viajes – eDreams
  •   5 min lectura

Budapest en Navidad se llena de mercadillos con puestos artesanales, dulces típicos y un inconfundible olor a canela. Pero los mercados navideños no son el único motivo por el que visitar la capital húngara en esta época del año. Paseando entre luces y decoraciones podrás visitar los principales monumentos de la ciudad, como el Parlamento, el Castillo de Buda, la Basílica de San Esteban o el Bastión de los Pescadores. Al igual que relajarte en algunos de los famosos baños termales de Budapest o admirar la ciudad desde un crucero por el Danubio. Te contamos los mejores planes para disfrutar al máximo de Budapest en Navidad. ¡Sigue leyendo!



Recorre los mercados de Navidad en Budapest

Sin duda uno de los mayores atractivos de Budapest cuando se acerca la Navidad son sus mercadillos al aire libre. Podrás disfrutar de ellos en distintos puntos de la ciudad, pero aquí te hablaremos de los principales que no te puedes perder durante tu visita:

  • Mercado de Navidad de la Basílica de San Esteban

En la Plaza de San Esteban, situada delante de la Basílica con el mismo nombre, encontrarás desde mitad de noviembre y hasta final de diciembre el mercadillo de Navidad más famoso de la ciudad. Con una pequeña pista de hielo para patinar en el centro y un enorme abeto con luces que iluminan todo el mercado. Pasea entre sus puestos para comprar decoraciones de Navidad, muchas de ellas de madera y hechas a mano. También podrás disfrutar de espectáculos de luces proyectados en la fachada de la Basílica.       Mercado navideño en Budapest en Navidad en la Plaza de San Esteban con vistas a la Basílica de San Esteban

  • Mercado de Navidad de la Plaza Vörosmarty

Se trata del mercadillo navideño más grande de Budapest, situado en una de las plazas más comerciales de la ciudad, llena de tiendas, restaurantes y cafés. En el centro de la plaza, de mitad de noviembre a final de diciembre, se instalan los puestos con adornos, decoraciones navideñas y comida húngara tradicional como el goulash y el lángos. ¡El aroma te abrirá el apetito!Decoraciones navideñas en el mercado de la Plaza Vörosmarty

  • Mercado de Navidad del Parque Városháza

También en el centro de Budapest, cerca de los dos mercados anteriores, podrás visitar el del Parque Vánosháza. Se caracteriza por sus decoraciones respetuosas con el medio ambiente, hechas con materiales reciclados. Además de puestos de comida y ornamentos, en el programa de este mercado también se incluyen actuaciones de coros de villancicos, conciertos musicales y espectáculos de magia.Mercadillo navideño de noche en el Parque Vánosháza en Budapest en Navidad

También encontrarás un pequeño mercado de Navidad en el Parque de la Ciudad, junto al Castillo Vajdahundyad. Si tienes tiempo, en las afueras de Budapest se encuentra el Advent Óbudán, el mercadillo menos turístico y lleno de familias locales.

 

Patina sobre hielo en el Parque de la Ciudad

¿Has soñado alguna vez con patinar sobre hielo en un lago congelado? Es uno de los mejores planes que incluso los locales nunca se pierden en Budapest en Navidad. Este lago, que fue reformado en 2011, se encuentra rodeado de un paisaje de película, a los pies del Castillo Vajdahundyad (construido en el año 1890) y perfecto para un plan romántico. Dentro del castillo podrás visitar el centro cultural donde se halla el salón de la fama del hockey húngaro.

Patinaje sobre hielo con vistas al Castillo Vajdahundyad en Budapest por Navidad
En la orilla del lago, podrás alquilar tus patines y los más pequeños, a partir de los tres años, podrán disfrutar de clases de patinaje supervisadas por un monitor/a. Si te sientes cansado tras tu sesión de patinaje sobre hielo, puedes ir a los Baños Termales Széchenyi, que se encuentran a cinco minutos caminando.

Relájate en los baños termales de Budapest

¿Sabías que en Budapest puedes encontrar uno de los mejores baños termales del país en pleno centro de la ciudad? Los Baños Termales Széchenyi se encuentran en el Parque de la Ciudad, justo al lado de una gran pista de patinaje y el castillo Vajdahundyad. Estos baños son la perfecta combinación de dos manantiales, de los cuales surgen aguas medicinales, repartidas en 3 piscinas al aire libre y 15 interiores. Dentro del establecimiento podrás alquilar y comprar prendas de baño y toallas si lo necesitas.

Vista de los baños Termales Széchenyi que se sitúan en el parque del centro de la ciudad

Bajo la ciudad de Budapest existen numerosos manantiales que alimentan los balnearios con sus aguas termales. Otro balneario ubicado en el centro de la ciudad es el Balneario Gellert, construido en un antiguo hospital. Está dotado de servicios como piscinas termales, saunas, piscina con olas artificiales, piscinas para nadar, piscina privada con champán y frutas y masajes variados tanto de 30 minutos como de 1 hora.



Visita los principales monumentos decorados

A partir de mitad de noviembre la ciudad se viste de Navidad y ¡llena sus calles de luces! Una de las principales atracciones de Budapest es su arquitectura, por lo que en Navidad le dan mucha importancia a la decoración. Budapest en Navidad cubre todos sus grandes edificios de decoraciones para que te invada el espíritu navideño en esta época del año.

Parlamento de Budapest en Navidad con decoraciones navideñas

Aunque no todos los edificios están decorados, cabe destacar algunos que deberías visitar, como el Parlamento de Budapest: todo su interior está decorado con luces que rodean la escalinata principal, la antigua Cámara Alta y la sala de la cúpula. O la Plaza de los Héroes: tras pasar por la Avenida Andrássy, que también está decorada, puedes acabar tu ruta en la plaza, cuyos alrededores están decorados delicadamente también con luces y adornos navideños. Estas son solo algunas de las decoraciones a destacar, pero toda la ciudad está envuelta en un ambiente navideño de ensueño y podrás visitar otros monumentos históricos como el Castillo de Buda, el Puente de las Cadenas o la Ópera Nacional de Hungría.

Navega el Danubio en barco 

Uno de los planes que no te puedes perder en tu visita a Budapest en Navidad es darte un paseo en barco por el río Danubio. Desde ahí podrás disfrutar de las vistas de la ciudad invadida por la Navidad y,  aprovechar para tomar fotos de algunos lugares de interés como el Castillo de Buda, el Parlamento Húngaro, el Puente de las Cadenas, el Palacio Real o la Isla Margarita.

Vista del Parlamento Húngaro y el Puente de Cadenas desde un paseo en barco en Budapest por NavidadSi estás interesado en esta experiencia, deberás pasarte por el muelle central de Budapest, donde encontrarás multitud de opciones y podrás elegir según tus gustos y necesidades; desde un tranquilo paseo por la mañana, hasta una cena lujosa en barco bajo las luces de estas fiestas. Además, puedes aprovechar para tomarte una copa de vino o champán, ya que la mayoría de los barcos disponen de este servicio. Así que coge tu bebida y ¡disfruta de las vistas!

Haz una excursión al Lago Héviz

Si vas a Budapest, no puedes irte sin visitar Héviz, que se encuentra a unas dos horas en coche desde la ciudad. Si no tienes coche siempre puedes alquilar uno. En Hungría existe una gran tradición respecto a los baños termales. Como hemos mencionado anteriormente, en plena ciudad podrás encontrar algunos de ellos, pero si quieres visitar el lago termal más grande de Europa, deberás ir a Héviz. 

Lago Héviz, baños termales naturales a una hora en coche de Budapest

El lago Hévíz es un lago termal de unos 38 metros de profundidad, que solía ser utilizado por los romanos. Está rodeado por nenúfares, lo que hace que sea una experiencia inolvidable. En invierno la temperatura del agua ronda los 26 grados, pero el agua se mantiene caliente durante todo el año y puede llegar hasta los 33 grados. Además, si viajas en coche, podrás visitar la ciudad de Zalakaros (también conocida por su balneario) que se encuentra a media hora de Héviz. Si te encanta la naturaleza y las termas ¡no te lo puedes perder!

Degusta la gastronomía húngara navideña

Los mercadillos de Navidad están repletos de comida tradicional húngara, no podrás pasear sin probar alguna de sus delicias. El plato nacional es el goulash, a medio camino entre sopa y estofado, elaborado con ternera, patatas, zanahorias y pimentón. Encontrarás muchos más tipos de sopas, como el halászlé, sopa de pescado de río picante con pimentón y cebolla, que es muy popular en Navidad. Tampoco puedes perderte el lángos, apodado ‘pizza húngara’, que en realidad es una masa frita en aceite coronada con crema agria, queso y otros ingredientes de tu elección. Si te gusta la combinación de vegetales y carne, prueba los töltött paprika, pimientos rellenos de arroz y carne picada o los töltött kaposzta, rollitos de hoja de col con el mismo relleno. También es muy famoso el paprikás csirke, pollo guisado en crema y pimentón. 

Olla con el plato típico húngaro "goulash"La lista de platos es muy amplia, pero tenemos que reservar un poco de espacio a los dulces húngaros, ¿no crees? El que nunca falta en Navidad es el pastel enrollado llamado bejgli, relleno de nueces o de semillas de amapola. Otro clásico de las fechas que encontrarás en los mercadillos es el kürtoskalács, también conocido como “pastel chimenea” por su forma de cono humeante. Se prepara enrollando la masa en un cilindro y cocinándolo sobre brasas de fuego. ¡Escoge tu topping favorito: azúcar, chocolate, almendras y muchos más!

Chimney cakes en Budapest en Navidad



Ahora que ya sabes todo lo que no te puedes perder en Budapest en Navidad, ¿cuándo planeas tu visita a la capital de Hungría? 


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

footer logo
Hecho con para ti